Una meta cerca de las estrellas

14 / 07 / 2017 Tu ocio

La undécima etapa de la Vuelta culmina cerca de las estrellas. El observatorio astronómico de Calar Alto (Almería) será la meta de una etapa que tiene dos puertos de primera categoría, el alto de Velefique y Calar Alto, ambos en la almeriense Sierra de los Filabres.

calar alto vuelta almería

La undécima etapa de la Vuelta culmina cerca de las estrellas. El observatorio astronómico de Calar Alto (Almería) será la meta de una etapa que tiene dos puertos de primera categoría, el alto de Velefique y Calar Alto, ambos en la almeriense Sierra de los Filabres.

El pelotón partirá de Lorca, en Murcia, y tanto la salida como la meta son ‘conocidas’ por los ciclistas, que en esta etapa -de 188 kilómetros- pueden ir marcando diferencias considerables, sobre todo por los dos puertos del final.

Precisamente una escapada por la Sierra de los Filabres es lo que os proponemos en esta ocasión, pensando en los ciclistas más aventajados. Unos 25 kilómetros desde Gérgal a Calar Alto con aproximadamente 1.400 metros de desnivel.

No apta para principiantes, la ruta propuesta parte del corazón de la provincia almeriense, en un punto que linda con el Desierto de Tabernas. Ahí se inicia esta ruta por zona subdesértica hasta el ascenso al observatorio.

Por carretera en dirección a Olula de Castro, se va ganando altura. La subida por este primer tramo es más calurosa, aunque una vez que se llega al desvío de Serón y Las Menas, la carretera se adentra por un bosque de pino con alguna sombra durante el recorrido, lo que lo hace un poco más llevadero.

Algunas bajadas permiten tomar algo de aire para después seguir subiendo hasta el objetivo propuesto y, eso sí, durante el recorrido se puede observar el paisaje con el mar Mediterráneo, visible en la mayoría de ocasiones.

Las vistas desde Calar Alto no dejan indiferente. El Valle del Almanzora y Sierra Nevada, la Hoya de Baza y municipios como Sorbas, Tabernas y Gérgal. Pero lo que mejor se puede observar, eso sí, hay que esperar a la noche, son las estrellas. El clima almeriense en ese punto, de cielos secos y despejados, permite verlas más de 200 noches al año.

El observatorio, además, se puede visitar de forma individual o en grupos desde marzo de 2016, aunque hay que reservar vía web.

El Observatorio Astronómico Hispano-Alemán de Calar Alto cuenta con tres telescopios y uno más en la montaña. Es operado por el Instituto de Astrofísica de Andalucía, en Granada, y el Instituto Max-Planck de Astronomía, en Heidelberg.

Las cúpulas se pueden ver desde distintos puntos de la carretera y la posibilidad de visitarlo es una oportunidad de hacer algo diferente con la naturaleza también como excusa. Aunque en este caso esté a millones de años luz…

2 Comentarios para "Una meta cerca de las estrellas"

  1. Miguel Vilches

    Aunque árido el paisaje, la vuelta sabrá darle color y emoción a esta etapa…

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.